08 febrero 2011


Un grupo de especialistas liderados por Luis Zambrano Gonzánles del Instituto de Biología de la UNAM llegaron a la conclusión de que si no desarrollan un programa de conservación útil, el ajolote puede desaparecer, esta conclusión fue presentada en la conferencia titulada: Los megaproyectos que promueven la urbanización de la Ciudad de México. ¿Cuántas áreas verdes nos quedan y cuántas perderemos?”.
La propuesta de Zambrano es que los canales que rodean las chinampas y sirven de refugio al ajolote, tengan filtros biológicos de bajo costo y mantenimiento; así, esta especie podría cohabitar con la fauna nativa y, de paso, se elevaría la calidad del agua.
Zambrano mencionó que “lo que falta es generar las condiciones para que este proyecto sea factible. Al realizar otros estudios en la misma zona, nos percatamos que en los últimos cinco años, entre el 12 y el 14 por ciento de los canales se habían urbanizando, lo que dificulta cualquier labor de preservación”.
Se piensa que lo más probable es que esta zona se encuentre totalmente urbanizada para el año 2050.
Sin embargo, esta prospectiva nos reveló que la transformación de áreas naturales en ciudad no es un fenómeno directo, sino un sistema complejo que comprende varios pasos y procesos.
“No pasamos de la chinampería al edificio así, sin trámites, sino de ésta llegamos al bosque secundario, de ahí a la agricultura y luego al bosque abandonado, para finalmente llegar a la urbanización”, detalló en el auditorio Ángel Bassols Batalla del Instituto de Investigaciones Económicas.
Esta nota fue publicada en el Boletín de la UNAM, puedes leer la nota original si das click aquí.
¿Qué te parece?

4 comentarios:

  1. supongo que para eso además sería neesario buscar la manera de crear una pequeña reserva ecológica en la zona de xochimilco, ya que de lo contrario lo m´pas probable esque la urbanización de la zona se seguirá incrementando, dificultando la supervivencia de esta especie (Endémica además, si no me equivoco)

    ResponderEliminar
  2. Me parece muy interesante este proyecto ya que esta especie es única y especial de nuestro país. Y quien mejor que la UNAM y sus buenos científicos para ayudar a su preservación; aparte, este proyecto también beneficiaria a la gente de esas comunidades ya que con el paso de los años esas aguas van a resultar muy perjudiciales no solo para las especies que cohabitan las aguas sino también para las personas que lo rodean. Suerte con su proyecto!

    ResponderEliminar
  3. Una razón más para evitar la extinción de esta especie, es por su uso como modelo experimental en estudios de biología del desarrollo y regeneración como lo hace el Dr. Chimal del IIB

    ResponderEliminar
  4. Me parece una buena idea que se tomen medidas para preservar a esta especie tan rara y que solamente se encuentra en un lugar del Distrito.

    ResponderEliminar

  • RSS
  • Delicious
  • Digg
  • Facebook
  • Twitter
  • Linkedin
  • Youtube
  • Archivo del Blog